La torre Atakule de Ankara

Torre Atakule

Ankara es una ciudad de grandes dimensiones en las que conviven numerosos distritos y barrios. Uno de los más importantes es Cankaya, una de las zonas más activas de la ciudad que a su vez es el distrito metropolitano central de la ciudad. Grandes monumentos y más de dos millones de personas circulan por Cankaya cada día, transitando por las cercanías de Atakule, una gran torre que custodia la vida de quienes viven en esta ciudad.

La Torre Atakule es una torre de comunicaciones de gran altura que además es un observatorio. Esta obra de la ingeniería tiene una altura de 125 metros y desde su inauguración se ha transformado en uno de los sellos de identidad de Ankara.

Visible desde muchos puntos de esta gran urbe, segunda en orden de importancia luego de Estambul, a su innegable altura hay que sumar el hecho de que está situada en un barrio que se encuentra sobre una colina y es por eso que logra gran visibilidad aún si se aprecia desde lejos.

Atakule fue diseñada por el arquitecto Ragıp Buluç y tiene apenas 23 años de vida pues las obras comenzaron en el año 1987 finalizando dos años más tarde. Su nombre hace alusión a Mustafa Kemal Atatürk, un oficial de la armada otomana y turca y el primer presidente del país responsable de la creación de la República de Turquía. La torre fue inaugurada el 13 de octubre de 1989 por el presidente de entonces, Turgut Özal.

Si bien la torre se destaca por su importante tamaño, otro de de los aspectos más interesantes es la sección que se encuentra en su parte mas alta. Allí descansa un conjunto conformado por un restaurante llamado Sevilla y una amplia terraza que permite apreciar las vistas de la ciudad. Sin dudas, este mirador es muy visitado tanto por los turistas como por los habitantes de Ankara pues el restaurante es giratorio por lo que realiza un giro de 360 grados por hora para así permitir a los comensales que aprecien las vistas desde todos los ángulos.

– Información práctica para viajar a Ankara

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Ankara



Deja tu comentario