El Museo de Cultura e Historia de Beypazarı

Beypazari

Beypazari es uno de los más ricos y bellos distritos de la provincial de Ankara; estamos en la antigua Lagania griega, a unos 100 Km. de Ankara la capital y en el camino de la histórica Ruta de la Seda. Beypazarı es una ciudad que refleja toda la belleza y la cultura turcas, con sus mansiones históricas, artesanías y gastronomía tradicional.

De hecho aquí hay más de tres mil casas de más de 200 años, mundialmente famosas pues su arquitectura es un símbolo de la cultura y el estilo de vida turcos.

Y si bien la ciudad de Beypazari podría ser vista como un verdadero museo al aire libre, para saberlo todo acerca de la historia y cultura de la región lo mejor es visitar la Casa de la Cultura, una antigua casa otomana que fue donada por Hafız Mehmet Nurettin Karaoğuz al gobierno de la provincia de Ankara, para servir como museo.

Abrió sus puertas al público el 4 de abril de 1997, y contiene un impresionante patrimonio histórico y cultural formado por invalorables objetos y artefactos, mapas históricos, antigüedades y todo tipo de documentos que explican la historia de Beypazari.

La casa fue restaurada para devolverle su aspecto original, y sus colecciones, documentos y objetos de arte reflejan la historia de Beypazarı y sus alrededores a través del tiempo, comenzando por antiguos objetos romanos y bizantinos hasta llegar a la época otomana.

Visitar el Museo de Cultura e Historia de Beypazari es como realizar un viaje en el tiempo; de hecho, todas las personas que visitan la ciudad sentirán que están retrocediendo ciento cincuenta o doscientos años, hasta un estilo de vida diferente, y tradicional.

Aquí podremos ver por ejemplo la recreación de la habitación de un bebé, un taller de fabricación de quesos de cabra, prendas típicas como el pañuelo bordado, el pañuelo para la cabeza, bindalli que es un traje lujoso, de terciopelo y bordado en oro, filigranas de plata, y los alimentos tradicionales como dolma (con hojas de parra), el kuru (una galleta dura típica de Beypazari), guvech (un producto de panadería especial) Kapama (un plato con carne), hoshmerim (un postre especial).

Después de la visita al museo, se pueden recorrer los alrededores, ya que hay mucho para ver además de las típicas casas otomanas. Por ejemplo la cisterna de Kumsuren, que se encuentra en un terreno pedregoso; se dice que fue utilizada tanto para guardar agua como para vigilar el horizonte. En su interior hay dos tumbas selyúcidas del siglo XIII.

Foto: vía Wiki Commons

Imprimir

Categorias: Ankara, Museos de Turquia



Deja tu comentario