Gumushane, entre el este y el oeste

Gumushane

La provincia turca de Gümüşhane se encuentra en una zona de transición entre el este de Anatolia y región del Mar Negro; su antigua historia comienza en el año 1500 antes de nuestra era, cuando fue fundada sobre la ruta comercial que unía Trabzon e Irán, y nos espera con su misterioso relieve lleno de mesetas, y el equilibrio exacto entre las rosas silvestres y los huertos frutales, el este y el oeste.

Hay muchísimo para ver y hacer en Gümüşhane, desde conocer sus antiguos monumentos y ciudades arcaicas hasta practicar deportes en Zigana, una espectacular estación turística que nos espera para esquiar en invierno y deslizarnos en trineos sobre césped en verano, uno de los pocos lugares de Turquía donde se cuenta con estos atractivos turísticos.

Comencemos nuestro recorrido por las ciudades antiguas y ruinas históricas; a 17 Km. de la capital encontraremos la aldea de Sadak, la antigua Satala, que fue el campamento militar más importante del Imperio Romano en Oriente. La aldea tenía forma de anfiteatro a los pies de una montaña, y se ha encontrado también una necrópolis. Aunque Gümüşhane estaba defendida por treinta y cinco castillos, muy pocos han llegado hasta nuestros días, como los de Satala, Canca, Ardase o Kodir.

Los entusiastas del turismo religioso se sentirán a gusto: aquí hay importantes monumentos y mezquitas como la de Süleymaniye, construida por Solimán el Magnífico, o la de Küçük, que se encuentra en los jardines de la anterior. Una mezquita interesante es de Cit, llamada Mezquita Balcón, en realidad un balcón-mezquita de madera, buena muestra de las creaciones artesanales en madera de la región.

Visitaremos grandes mausoleos y numerosas iglesias y monasterios, de los cuales el más importante es el Complejo de Iglesias de Dumanlı, a unos 45 Km. de Gümüşhane, en una antigua aldea, construidas entre 1860 y 1870, de las que se conservan puertas y marcos de ventanas originales, sus cruces en relieve y atractivos campanarios.

Las extrañas mesetas de Gümüşhane albergan un precioso Parque natural llamado Artabel, a 50 Km de la ciudad. Este parque se creó en 1998 y abarca más de 5.800 ha que incluyen dieciocho lagos glaciares. Toda la región está cubierta de lagos y montañas y es excelente para caminatas y senderismo. Aquí se encuentran los famosos lagos Karanlik con sus oscuras aguas, los cuatro lagos Besgoller y los tres lagos Karagoller, custodiados por la montaña Gavurdagi y bordeados de bosques de pinos y abetos.

La curiosidad de la región son dos árboles que han sido declarados Monumento Natural: el álamo de Ali Ağa, de 30 metros de alto, 1,55 de diámetro y una longitud de circunferencia de casi cinco metros, y el enebro de Kıranı Evliya Ardıcı, que se calcula que tiene más de setecientos años; tiene casi cinco metros de alto y su tronco mide 1,32 metros de diámetro.

Foto: Cultura de Turquía

Imprimir

Categorias: Gumushane



Deja tu comentario